Respuesta rápida, no si usted no lo desea. La decisión de ir a corte o no constituye la decisión del cliente, NO de los abogados.  Sin embargo, si no se puede llegar a un arreglo de su caso o la oferta de la compañía de seguros es muy baja, usted tendrá que tomar la decisión de abandonar el caso o de aceptar la oferta final de la compañía de seguros. A menudo, sin embargo, es posible que haya otras opciones a su disposición si la compañía de seguros está de acuerdo.

Típicamente, no se llega a un arreglo de un caso por una de dos razones. Puede que haya una disputa con relación a quién tuvo la culpa del accidente. Esta es una razón común y es una que descubrimos al principio del caso. Nuestro cliente considera que la otra parte tiene más del 50% de la culpa del accidente, pero la compañía de seguros está en desacuerdo con nuestra valoración. En consecuencia, no se hace ninguna oferta de acuerdo y la única opción que queda es presentar una demanda. Una razón más común por la cual los casos no pueden ser objeto de arreglo, en ocasiones, consiste en que la compañía de seguros considera que la reclamación de nuestro cliente vale menos de lo que nosotros pensamos. En este escenario, el cliente tiene varias opciones disponibles de cómo proceder.

Cuando no se puede llegar a un arreglo del caso, hay cuatro opciones posibles:

  1. Podemos intentar mediar el caso.
  2. Podemos intentar arbitrar el caso.
  3. El cliente puede escoger aceptar la oferta presentada (si la hay) o
  4. Ir a corte e iniciar el proceso de litigio

Es la decisión del cliente. Nosotros ofreceremos consejo y asesoría, pero el cliente decidirá los próximos pasos.

Mediación

¿En qué consiste la mediación? La mediación es un proceso por medio del cual nuestro cliente y la compañía de seguros, junto a los abogados, se reunirán en un salón de conferencias con un mediador e intentarán llegar a un arreglo. El mediador es usualmente un abogado o un juez retirado que intenta acercar a las partes en lo que respecta al valor. Una mediación exitosa concluye con un acuerdo entre las partes; el mediador simplemente ayudó a las partes a llegar a un acuerdo. En nuestra experiencia, la tasa de éxito de la mediación es muy alta. Yo diría que el 90% de nuestras mediaciones resultan en un caso arreglado. Sin embargo, ir a mediación es un proceso voluntario y, con frecuencia, la compañía de seguros no desea mediar el caso. Asimismo, hay momentos en que la mediación no logra un arreglo y deben buscarse otras opciones. Los puntos importantes que deben recordarse sobre la mediación son: (a) ambas partes deben dar su consentimiento para ir a mediación, (b) el mediador sólo facilita el proceso, nada de lo que él o ella diga o haga es obligatorio para el cliente o la compañía de seguros. Si una de las partes no está satisfecha con el proceso, pueden abandonarlo y perseguir otras opciones.

Arbitraje

La otra opción voluntaria es el arbitraje. El arbitraje puede verse como un juicio menos formal, menos costoso y más rápido. Las partes pueden ponerse de acuerdo en ir fuera del sistema judicial, como la mediación, y permitir que un juez “contratado” decida su caso. El arbitraje es parecido a la mediación en el sentido de que nos estamos quedando fuera del sistema judicial, tenemos una tercera parte neutral que puede ser un abogado o un juez retirado que actúa como juez y él o ella recibirá la evidencia y tomará una decisión final sobre el caso. El arbitraje tiene ventajas y desventajas con relación al litigio tradicional. Es más rápido y menos costoso que preparar y procesar un caso en la corte. Las desventajas consisten en que usted está sujetando su caso a la decisión obligatoria de una persona, contrario a un jurado, y no hay derecho de apelar si considera que se cometió un error. La decisión del árbitro es final. Los puntos importantes que debe recordar sobre el arbitraje son: (a) como la mediación, ambas partes deben dar su consentimiento para empezar el proceso, (b) la decisión del árbitro es obligatoria para el cliente y la compañía de seguros.

Si la mediación y/o arbitraje no son opciones, entonces el cliente debe aceptar la oferta que se le ha hecho o iniciar una demanda y solicitar un juicio. En ocasiones, los clientes aceptan ofertas que consideramos muy bajas porque no desean pasar por el proceso de litigio. Litigar es costoso y requiere mucho tiempo y, en ciertos casos, simplemente no vale la pena para el cliente aguantar el proceso. En otras situaciones, ciertamente pelear hasta el final tiene sentido. Su abogado puede ayudarle al momento de tomar esas decisiones difíciles.

¿Qué Tipos de Casos de Lesiones Personales en Massachusetts Pueden Ser Resueltos  a Través de Mediación o Arbitraje?

Cualquier disputa sobre un caso de lesiones personales puede ser resuelto con la asistencia de un mediador o árbitro. La resolución alternativa de conflictos es usada para arreglar las reclamaciones que son objeto de disputas sin la necesidad de un juez o jurado. Entre los ejemplos de casos en que la mediación o el arbitraje puede ser usado para resolver una reclamación por lesiones, se incluyen:

  • Accidentes Automovilísticos
  • Accidentes de Motocicleta
  • Mordidas de Perro
  • Caídas
  • Accidentes de Bicicleta
  • Lesiones por Productos Defectuosos
  • Accidentes de Camiones de Entrega
  • Accidentes de Peatones
  • Negligencia Médica

Si usted tiene una disputa relacionada con una reclamación por lesiones personales, puede resultarle ventajoso usar el arbitraje o la mediación para resolver su reclamación. En la mayoría de los casos, la resolución alternativa de conflictos ahorra tiempo y dinero, además de permitirle a las partes adecuar el proceso a sus necesidades. Las partes pueden presentar evidencia, testimonios y testimonio pericial para apoyar sus reclamaciones, aunque no estén en una sala de audiencias.

Es importante consultar a un abogado especializado en lesiones personales al momento de decidir sobre cómo proceder en la negociación o la llegada de un acuerdo. Frecuentemente, la representación de nuestros clientes involucra la mediación o arbitraje de disputas, y nuestros abogados tienen experiencia representando a los clientes en este tipo de procedimientos.

Con oficinas en Chelsea y Salem, Massachusetts, Spada Law Group ofrece una representación legal de la calidad de Boston sin tener que ir a la ciudad, con estacionamiento en su local gratis o validado. Estamos aquí para responder cualquier pregunta que tenga. Llame a Spada Law Group hoy mismo al 617-889-5000 para discutir su situación. La consulta es gratuita y no hay ninguna obligación de contratarnos. Estamos abiertos de lunes a viernes de 9 a.m. a 5 p.m.